7 razones por las cuales los sistemas de auto-pago son beneficiosos

04/07/2017

Hoy en día un gran número de tiendas han implantado sistemas de cajas auto-servicio, pero sigue habiendo muchos establecimientos aferrados al sistema tradicional de cajas. En este artículo, enumeramos siete razones por las cuales cada vez es más habitual encontrar este tipo de sistemas de auto-servicio. Simplemente, son más eficientes y generan mayores beneficios a las tiendas.

1. Colas más cortas

Una caja auto-servicio permite será atendidos a más clientes en menos tiempo. Esto se traduce en más ventas en el mismo periodo de tiempo, así como menores colas. Un menor tiempo de espera en la cola supone clientes más contentos, por lo que probablemente vuelvan a la tienda en el futuro.

2. Productividad en la tienda

Una caja de auto-servicio es significantemente más sencilla de mantener limpia y ordenada. El tiempo que ahorramos en esto lo podemos dedicar a generar un ambiente más agradable y acogedor en la tienda. ¡Te prometemos que verás los resultados desde el primer día!

3. ¡Al cliente le gusta!

Los clientes no necesariamente quieren hablar con otras personas cuando están realizando la compra. Gracias a nuestros sistemas de auto-servicio, los clientes pueden completar su visita mientras hablan por el teléfono, escuchan música o simplemente se relajan tras el trabajo. La opción de seleccionar el idioma, hace más sencillo el proceso para aquellos que hablen otros idiomas.

4. Menores pérdidas

Entre el 30% y el 50% de las pérdidas en una tienda, son debidas al hurto o al factor humano. Con las cajas auto-servicio se eliminan todos los riesgos del manejo de efectivo, como errores en la contabilización del fondo de caja, el fraude o el robo.

5. Mejor capacidad de tienda

Las cajas de auto-servicio requieren de un menor espacio y pueden gestionar un mayor número de clientes en el mismo periodo de tiempo, lo que genera una mayor optimización del espacio que una caja convencional. En el mismo espacio que ocupa una caja convencional, se pueden instalar cuatro sistemas de auto-servicio, lo que mejora considerablemente la capacidad.

6. Siempre suficientes cajeras

La capacidad de una caja auto-servicio no está limitada por el número de cajeras libres, sólo depende del número de cajas disponibles. Esto también reduce el impacto del factor humano como bajas por enfermedad o periodos de formación de los empleados.

7. Ahorro de tiempos para los empleados

Los beneficios no son sólo colas más cortas, compras más rápidas o aumento de la capacidad de tienda, sino también supone un aumento de recursos para los empleados. Los empleados tienen que dejar de preocuparse de manejar el efectivo, o de estar atentos de abrir cajas si es necesario, por lo que se pueden centrar en colocar las estanterías, mantener la tienda ordenada o simplemente estar disponibles para las preguntas de los clientes. El resultado es una tienda bien organizada, con empleados atentos y clientes que se sienten a gusto y bien atendidos.

 

 

 

 

Te pueden interesar estos artículos:

Ebook CashGuard

Suscríbete al Blog