La tendencia de pago digital está creciendo continuamente, pero el efectivo seguirá estando presente.

28/08/2018

Las soluciones y herramientas financieras digitales están siendo más y más usadas para pagos personales. Los dispositivos electrónicos han demostrado ser una herramienta práctica cuando pagas facturas y compruebas las cuentas bancarias. Es también una tendencia en crecimiento el uso del ordenadores y smartphones para transferir pequeñas cantidades de dinero.

Lo que impulsa el avance hacia más soluciones digitales y móviles son dos factores igualmente importantes: el cambio del comportamiento de los consumidores y una transformación digital de los servicios financieros. El primero es la razón por la cual el efectivo seguirá existiendo en el futuro previsible. Los minoristas se esfuerzan por hacer una mejor planificación de la estrategia que ofrece ambas soluciones en los próximos años, estando preparados para un traspaso a soluciones digitales, pero aun así permitir pagos en efectivo.

 

El boom de la sociedad sin efectivo.

Conforme al Estudio de Pagos Digitales de Visa 2016, el número de consumidores en Europa que usan sus smartphones para pagos a través del móvil se ha triplicado en el último año. Hoy en día, el 54% dice que usa su teléfono para pagos, 12% dice que nunca han usado un dispositivo móvil para hacer un pago (comparado al 38% el año pasado).

Los países que tienen una mayor proporción de usuarios de pagos móviles son Turquía, Polonia, Rumania, Islandia, Bélgica y los países Nórdicos. Suecia es mencionada frecuentemente como el país donde se establecerá la primera sociedad sin efectivo: ya el 80% de las transacciones en pequeños comercios son realizadas con tarjeta. La estimación de Riksbanken (Banco Nacional Sueco) es que entre 2012 y 2020 el efectivo en circulación disminuirá entre un 20 y 50%.

 

¿Por qué está todavía el efectivo alrededor?

La gente ha estado prediciendo la muerte del efectivo durante mucho tiempo, con las tarjetas de crédito y el Bitcoin como las predicciones futuras más emocionantes y entusiastas. Y considerando todas las estadísticas que muestran el uso de dispositivos electrónicos, pensaríamos que el uso de efectivo ha disminuido rápidamente. Sin embargo, conforme a un informe de la Oficina de la Policía Europea, el valor total de billetes continúa creciendo año tras año por encima del índice de inflación.

Generalmente, el efectivo es usado para pagos de pequeño valor. ¿Porqué? Es fácil de transportar, ampliamente aceptado y las personas confían en él. Los pagos en efectivo funcionarán aunque los sistemas electrónicos dejen de funcionar y, más importante, nadie puede rastrear quién hizo o recibió el pago.

Así que, el efectivo todavía es usado y querido entre muchos consumidores. Para comerciantes y establecimientos, el mensaje es claro: los clientes quieren ser capaces de elegir el tipo de pago con el que se sienten más cómodos.

Dinero 3.0

El CEO de PayPal, David Marcus, ha lanzado el concepto 3.0. Efectivo es dinero 1.0; tarjetas son dinero 2.0; y digital y móvil son dinero 3.0. En 2014 él predijo que en 2018 la realidad sería: "Si tú estás en una avanzada área metropolitana en Estados Unidos, Europa Occidental o Asia, no tendrás que llevar tu cartera para comprar cosas."

 

                   ¿Interesado en saber más sobre la implementación de un sistema de gestión de efectivo?                    Descarga nuestro eBook de gestión de efectivo "Como mejorar la Rentabilidad de tu negocio"

ebook Gestión de Efectivo StrongPoint 

 

 

 

Te pueden interesar estos artículos:

Nuevo llamado a la acción

Suscríbete al Blog